Esta es la dura crítica de The Economist al Gobierno de Gustavo Petro

The Economist, uno de los medios más prestigiosos del mundo y generador de opinión de líderes políticos y empresarios, lanzó una dura crítica al Gobierno del presidente Gustavo Petro y señaló que “su objetivo de Paz total parece inalcanzable”.

La revista hizo un recuento de las acciones que han marcado estos meses de mandato del presidente Petro, destacando el incremento de la violencia que ha vivido el país, especialmente a manos del ELN.

En consecuencia, el medio señaló que “la paz total parece más un eslogan, que un objetivo alcanzable”.

El artículo, que está en la versión digital, da cuenta de los retos del presidente para lograr lo que prometió en campaña y de la falta de apoyo que ha tenido en algunos sectores. Incluso, el medio destaca los reparos del fiscal General, Francisco Barbosa, sobre el posible indulto a criminales que propone la reforma judicial.

Sin embargo, The Economist también publicó este editorial en su versión impresa, en la sección ‘Las Américas’, bajo el título de ‘Caos Total’.

¿Qué dice el artículo?

The Economist señala que “cuando Gustavo Petro llegó al poder como el primer presidente abiertamente de izquierda de Colombia el año pasado, hizo de lograr la Paz total su principal prioridad. Menos de un año después, su búsqueda de la paz parece más inestable que nunca”.

La revista hace también un recuento de las dificultades que han tenido en sus gobiernos los últimos presidentes de Colombia, entre los que nombra a Iván Duque y a Juan Manuel Santos.

También explica el fallido cese bilateral al fuego que fue anunciado el 31 de diciembre con diferentes bandas criminales, el intento de diálogo con el Clan del Golfo, los atentados del ELN, los secuestros y sus reformas ante el Congreso.

“Tanto el ELN como el Clan del Golfo ya no forman parte del cese al fuego. El ELN afirma que nunca se inscribió en primer lugar, mientras que Petro puso fin a la tregua con el Clan del Golfo el 19 de marzo después de que se descubrió que la pandilla estaba involucrada en una huelga minera”, cita el artículo.

The Economist hace énfasis en que la violencia en Colombia se ha recrudecido en las últimas semanas, y que se suma a la crisis con los mineros del Bajo Cauca, el secuestro de los 70 policías y el atentado del ELN en el Catatumbo.

“Mientras tanto, el gabinete de Petro se volvió contra él en febrero por una reforma de Salud. La Paz total parece más un eslogan que un objetivo alcanzable”, concluye el artículo.

Por el momento, el presidente Gustavo Petro no ha hecho referencia a este artículo.