Entretenimiento

Caterine guio a América a conquista continental

En salto triple, Caterine termina el año con una marca de 14.96; y en salto de longitud con 6.96 metros.

Ubaldo Duany, el hombre que despertó el talento de Caterine Ibargüen en los saltos, triple y largo, indica que el potencial de la deportista no tiene límites, y ella lo sigue ratificando.

En días pasados, luego de superar una lesión en el tendón de Aquiles y de aislar de tajo los comentarios imprudentes de las personas que decían que ya estaba de salida al no poder refrendar el título mundial en Londres, en 2017, Caterine aseguraba que retornaba fuerte, con el deseo de una mujer de quince años para salir en busca de más conquistas. Y en la presente temporada, quizás una de las más exigentes de sus últimos años, lo evidenció.

En Ostrava, República Checa, la antioqueña se confirmó como la reina de los saltos con una doble conquista y de paso dio su aporte para que el equipo de América terminara campeón del evento.

El sábado venció en su especialidad, el triple -14.76 metros- y ayer, en longitud, una prueba en la que también se le abre la posibilidad de estar en los Olímpicos de Tokio-2020, triunfó con 6.93, con el que dejó atrás la marca nacional que estaba en su poder desde el 16 de junio, cuando registró en el Meeting de Marsella, Francia 6,87.

“Cate es una mujer que nunca se rinde, que siempre quiere más”, afirmaba Duany, quien ayer se unió en un abrazo fraterno con la deportista cuando esta fue a buscarlo tras el nuevo logro.

Fueron 14 competencias las que encaró la paisa en 2018, de las cuales ganó 12.

En 2013 (venció en 9), 2015 (9) y 2017 (7) estuvo presente en nueve eventos; en 2014 no perdió ni uno (7).

Caterine no se pone un techo. Este año recuperó su trono de la Liga de Diamante, el próximo le apuntará a recuperar su hegemonía mundial en la cita de Doha. La reina de los saltos no se rinde .

Fuente: http://www.elcolombiano.com